sábado, 14 de noviembre de 2015

NO FUMAS PERO ENCIENDES UN CIGARRILLO



No fumas
Pero enciendes un cigarrillo
Y te acuerdas de Roma
Y de Alejandría
Y ves el fuego leve
La fugaz ceniza
Y te apoyas en el árbol
Y cierras los ojos
Y cae la ley de la gravedad
Y cuatro Evas y seis Adanes
Y ningún paraíso
Y piensas en Einstein
En la infancia
En los días que no moriste
Y en los que te quedan por morir
Y apagas el cigarro
Y besas el espacio del viento
Como después de amar

Esteban Pérez Sánchez



No hay comentarios: