lunes, 11 de mayo de 2015

Te vestían... te desnudas...







Cuando te vestían de niño
siempre tenía extrañas sensaciones
y enseguida me tocaba las orejas,
después de que me pusieran un jersey,
o de ver si tenías los dos brazos
luego de que me pusieran un abrigo.

Y ahora,
cuando nos desnudamos ahora,
tengo muy claro que lo tenemos todo.


Esteban Pérez Sánchez 

No hay comentarios: